Estres Voluntario: Campo de Mejora Estoica [DIA 13]

Aun a riesgo de entrar dentro del campo de la psicología, hoy he tenido la oportunidad de profundizar en una temática: El Estrés Voluntario, que guarda ciertas características dentro de la filosofía del Estoicismo y una práctica que ya vengo ejecutando desde el primer día: La Renuncia Voluntaria. Ambas ya de antemano guardan una similitud: Lo voluntarioso del asunto, dado que en este caso la Renuncia como ya comentaba en su día, tiene que ver precisamente, con ese aspecto de adhesión en nuestras vidas a permanecer cómodos ilimitadamente, o en cierto sentido, de necesidad, y es justamente esa necesidad, como comentábamos ayer, una de las pasiones que a su vez desencadenará otra serie de emociones indeseadas, como el miedo, el dolor, la ansiedad, la irritación o incluso la vergüenza.

Hoy voy a ver como a través del Estrés Voluntario, es decir, esa renuncia, reforzamos y trabajamos justamente este aspecto: Un refuerzo extra para la examinación de impresiones y de cara a mejorar sobre todo en el aspecto de la ejecución orientada a la Virtud

La cita Estoica del día

En vez de mirar alrededor a las morales depravadas de otros, ve directo a través de la linea sin desviarte de ella. – Marco Aurelio

Como alguna vez he comentado anteriormente, al leer estas lineas, tengo que tener en mente una cosa: Marco Aurelio escribía para si mismo, no para el público. Así que en cierto sentido eran sus pensamientos acerca de como ser y vivir, especialmente en relación a terceros pero desde una perspectiva muy personal. Esta cita, me ha incitado en empezar a ahondar en este tema de cara a los próximos días.

De las muchas citas de Marco Aurelio, es curioso extraer, como la mayoría, son recordatorios para que haga caso omiso a terceros situándolos en la posición de ignorancia (Ética y principalmente en base a la Ética Estoica), considerando que las personas son elementos externos y no se tiene ninguna expectativa de influencia sobre ellos, por tanto no se puede esperar nada de terceros. Marco Aurelio se manda mensajes muy negativos con relación a terceros no tengo todavía muy claro el propósito, porque choca especialmente con el carácter de otros escritores Estoicos, que justamente tienen un argumento diferente: De aceptación pero desde una postura mucho más amable y agradable.

También es cierto que Marco Aurelio, era emperador, y las expectativas puestas en el eran siempre las máximas expectativas que nadie podía poner sobre otra persona en el mundo. Era literalmente el centro de todas las miradas.

Cuando habla de «la linea» se ve claramente que habla de la Virtud: «Ejecuta la Virtud sin desviarte de ella». Esa consciencia constante de tener la palabra Virtud en una esquina de su retina para recordarse constantemente si cada cosa que tiene en mente ejecutar es de acorde a la misma o no, posiblemente fuera el motor para su existencia.

A mi personalmente, muchas de las frases tal como las describe Marco Aurelio me inspiran mucho, en el sentido, que en esos momentos que observo a mi alrededor cosas que me desagradan bastante por causa de terceros, a veces se me olvida recordarme: ¿Realmente que importa?. Por un lado esta el argumento: No se puede hacer nada. Pero si es cierto, que los Estoicos no digan que no se puede influenciar a terceras personas, sino que aun intentando influenciarlas, es posible que la posible expectativa de esa influencia no resulte acorde.

Pero de esta cita me surge la reflexión: ¿Es posible influenciar sin expectativas? Tendré que meditar sobre ello.

Experiencias del Día

Como estos últimos días, he conseguido ejecutar las prácticas de manera adecuada, aun así debo seguir reconociendo un alto grado de evitación y retroceso hacia mi zona de Confort tan pronto me descuido, aun a expensas de dejar la Virtud relegada. Seguramente muchos que vivieran mi día a día pensarían que es lo más normal del mundo y hay que internalizar los procesos de manera gradual.

En parte podría aceptar esto por el hecho que todavía mi examinación de impresiones «se pierde» porque no tengo un alto grado de Mindfulness a lo largo del día (pese a que llevo practicando ya casi un año y medio el mindfulness enfocado varios minutos al día). Justo en el momento de esa perdida de contacto con el momento presente, me desemboca en una diversidad de pasiones, principalmente dentro del miedo y el dolor, y la urgencia de volver a la zona de confort como comentaba antes. En definitiva: Algo que debo corregir claramente

Ahora he duplicado la intensidad y la duración de mis meditaciones conscientes con objeto de «elevar» un poco mi nivel de mindfulness durante este 2017 y ser capaz de ejecutar acciones Virtuosas de manera más continuada y no dudar tanto.

Y hoy, dadas las circunstancias del día, he tenido la oportunidad practicar y meditar específicamente acerca un tema muy relevante El Estrés Voluntario que comento a continuación.

Meditación del Día: ¿El Estrés Voluntario como forma de vida?

Durante un tiempo estuve buscando información sobre este tema, visto desde diferentes prismas: Como mejorar la calidad de vida de una persona con la afección de un Trastorno Obsesivo Compulsivo, si realmente pudiera mejorar a título general a cualquier persona (y estudio que comentan la posibilidad que el estrés incluso aumentará temporalmente el  Coeficiente Intelectual), entre un sin fin de beneficios que son los que aportan el Estrés Voluntario.

Si lo vemos desde una perspectiva Utilitarista (que es como yo lo veía hasta entonces, «controlar el estrés» para algo) y es de alguna forma como la mayoría de los terapeutas perciben las técnicas de carácter psicológico, sin ninguna base más alla de la utilidad (y de ahí salen la mayoría de los libros de Auto Ayuda de «Como …. para conseguir …»), podremos encontrar un grave problema: Que la utilidad sea banal (como generalmente lo es) y la persona o paciente le suene bien en la cabeza, pero acabe no ejecutando (mal que aqueja a la mayoría de la población y seguirá aquejando sin remedio bajo mi punto de vista).

La cuestión es que si enfocamos el Estrés Voluntario desde otra perspectiva, desde el enfoque estoico, la cosa podría cambiar bastante. Más considerando en que consiste la Ética del Estoicismo, y vuelvo a recordar: No hay bueno ni malo, la Virtud es lo único bueno.

¿Puede entonces, el Estrés Voluntario, ayudarnos a alcanzar la Virtud?

En este punto, la respuesta es totalmente afirmativa: Existe una técnica que ya he comentado repetidas veces, y en esencia es la madre del concepto del Estrés Voluntario desde la perspectiva psicológico-terapéutico o cognitivo-conductual: La llamada Renuncia Voluntaria.

Existe un concepto, la Hormesis, que aplicada a ciertos componentes materiales, al cuerpo y la salud física, ha sido demostrada su efectividad. De hecho en la época clásica se dio la paradoja de un filósofo reconocido (posiblemente fuera Seneca), se suministraba pequeñas dosis de un veneno con objeto de hacerse resistente a el, pero en el momento que le toco suicidarse (bajo el mandato de Nerón), tomó el veneno (¿Cicuta?), y esta no le causo ningún efecto, por lo que tuvo que emplear otros medios para conseguir su desenlace fatal.

La pregunta que se hacían y venimos haciendo en la actualidad: Considerando según muchos pensadores como Spinoza, que el cuerpo y la mente eran en realidad una sola entidad, ¿cabría la posibilidad que los principios de la Hormesis se aplicaran también a la mente?

¿Podríamos volvernos más resistentes a las pasiones si nos exponemos a eventos que desencadenan las mismas?

Para yo entender esto mejor hago la reflexión: Siguiendo un poco un ejemplo en la linea de varias pasiones comentadas en el día de ayer

Recordemos: El objetivo no es desencadenar la emoción en si, sino encontrar esas impresiones que lo desencadenen. Algunas son más faciles que otras de desencadenar.

  • Los de Dolor: ¿Como podríamos encontrar una impresión que la pudiera desencadenar, voluntariamente? ¿Podríamos asistir al espectáculo en primera de aquellas cosas que hemos venido aspirando toda nuestra vida a través de otros? Quizá estos sean los más difíciles dependiendo la persona: Ir a la tumba de un familiar muerto, volver a tratar con personas que nos hicimos rivales en el pasado por una disputa o por pura envidia, …
  • Las de Miedo son muy faciles de desencadenar: Vergüenza, Pánico, Terror. Esta chica, Michelle Poler de hecho, en un esfuerzo de trabajar exclusivamente este apartado, hizo un reto de 100 días desencadenando los subtipos de Miedo, de diferentes maneras (desde ir a tratar con perros desconocidos, comer cosas que no le gustaban, ir sin pantalones en sitios públicos, pedir limosna, etc etc…
  • Las de Placer y las de Afecto: Estas son las paradójicas: Porque hay que hacerlas al revés. Es decir rechazando o apartándose durante un tiempo de determinados aspectos que las desencadenan. Ejemplo: Comer con poco dinero, prescindir de algún ingrediente que pensamos indispensable (como los derivados del trigo o el azúcar, o el alcohol, dependiendo de la persona), dormir en el suelo, vivir alejados, por ejemplo, un mes de nuestra pareja
  • Aunque también hay de afecto que hay que ir a ellas, por ejemplo, en caso de conocer situaciones que nos generen Ira o Enfado, ir hacia ellas.

En definitiva: Todo un reto (como hizo Michelle Poler), pero elevado a una potencia. Es la esencia de la Terapia de Exposición y Prevención de Respuesta en definitiva pero elevada a un limite supremo que no solo se extralimita a las limitaciones de un trastorno especifico como es el Trastorno Obsesivo Compulsivo. El objetivo es aprender a reconocer las impresiones que causan las pasiones, para poder actuar conforme a la Virtud Estoica (dentro de poco voy a escribir más acerca de esto que repito muchísimo, pero podría no estar quedando claro: Aunque más o menos lo tengo ya definido en mi mente, me tomare un día especifico en exclusiva para meditar sobre ello y escribir al respecto con la temática: ¿Que significa exactamente actuar conforme a la Virtud?)

En conclusión, el Estrés Voluntario, no es más que un neologismo de la Renuncia Voluntaria y quizá sea una de las prácticas más fundamentales de la práctica estoica. No he tomado mucho esfuerzo en valorar los beneficios que aporta la ejecución de esta práctica, más allá de uno solo: Facilitarnos el acceso de la Acción Virtuosa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Debe realizar el rompecabezas siguiente. Simplemente coloque las fichas con el raton en su sitio, no hace falta que encaje perfecto y al terminar pulsa en el botón para Confirmar