Pensamiento Positivo: Mejor Pensamiento Virtuoso [DIA 21]

Otro de los temas más recurrentes, que se reproduce por todas partes, como supuesta medicina al sufrimiento psicológico, más que a nivel físico, aunque a nivel físico también se da esto a veces; una práctica que se recomienda entre terapeutas, psicólogos e ingente cantidad de manuales de auto-ayuda; es un tipo de pensamiento que teóricamente ayuda, de manera cuanto menos dudosa: El Pensamiento Positivo

Ya son cada vez más fuentes que soportan que el pensamiento positivo no solo no es tan positivo como aparenta, aunque la palabra indique esto; sino que tiene una serie de efectos colaterales en nuestro cerebro que pueden reflejarse en forma de detrimento ante nuestro bienestar, y sobre todo enfocándolo en la disciplina Estoica, en un pobre desempeño virtuoso; dado que suelen degenerar en vicio con el tiempo.

Y ya en su día hace más de 2000 años, los Estoicos tuvieron esto en consideración y supieron tratarlo; algo de lo que trata hoy brevemente la meditación estoica.

La cita Estoica del día

Considerando que la mayor parte de lo que decimos y hacemos es innecesario, administrarse estas actividades permite a un hombre disponer de más tiempo libre y menos inquietud. – Marco Aurelio

Situando esta cita en contexto, Marco Aurelio aquí nos trae un tema bastante interesante: La deshabituación de nuestros hábitos. Justamente una gran cantidad de actividades que pensamos que son bastante importantes, realmente no lo son. La mayor parte provienen de vicios inculcados culturalmente o familiarmente a través de nuestro entorno, en nuestras mentes; que realmente no aportan absolutamente nada a nuestro bienestar, a nuestro tiempo libre; en cambio si generan una gran cantidad de inquietud cuando no se ejecutan. En casos un poco extremos, se denominan manías. Los vicios que provocan estas actividades suelen ser variopintos; generalmente vienen de la pasión del Miedo, y suelen encuadrarse principalmente desde la Vergüenza hasta el Temor

Una persona Virtuosa, libre de miedos, debe entrenarse de tal forma. No es algo que llegue de la noche a la mañana. Una persona que limpia minuciosamente todas las mañanas antes de irse a trabajar su casa; no hace otra cosa, que enaltecer una pasión, no la virtud. Podrían alegar que es la virtud de mejorar el bienestar de los miembros de su familia a través de la limpieza; pero internamente están evocando a otros vicios; vergüenza ante las visitas, miedo a contraer una enfermedad, etc…. Temas que si realmente tratamos desde el aspecto Virtuoso, son preferidos indiferentes: La salud, la amistad, etc… Y si para disponerlos, tenemos que dejar a un lado la Virtud, entonces; al ser moralmente indiferentes, debemos forzosamente dejarlos a un lado.

Por tanto, recordando la temática acerca de los preferidos indiferentes hay que recordar, que una cosa es que algo nos cause indiferencia; que la casa este tan sucia que sea desagradable vivir en ella, algo que no se puede permitir; comparativamente a limpiar tan minuciosamente de manera maniática que solo sirva para satisfacer una pasión fuera de la razón.

Realmente no hay que razonar, ni especular demasiado acerca de ello: Para esto esta la Prudencia, una virtud ejecutora. Pero recordando la prudencia natural, algo que no es innato y no llega por si sola, es necesario entrenarla. ¿Como? Gracias a una práctica que en el Estoicismo es muy poderosa: La Renuncia Voluntaria.

¿Podemos vivir en la suciedad durante varias semanas aunque preferiblemente lo prudente sería limpiar?

No lo tomemos como una pregunta: Es una acción; vivamos pues 2 semanas en la suciedad sin limpiar y progresemos en nuestro camino a la Virtud.

Experiencias del día

Dicen que 21 días se tarda en adquirir un hábito. Hoy es el día 21, y sinceramente escribir esto me esta costando igual que el primer día. Como comentaba ayer, estuve haciendo un cálculo de cuanto tardo en ejecutar la acción para valorar hasta que punto sería viable sostenerla en el tiempo; todo conforme vaya dejando un poco de lado este increíble esfuerzo de práctica estoica que estoy llevado a cabo. El objetivo es dar lugar a nuevas actividades que puedan ser compaginadas con el mismo.

Mis sospechas se confirmaban: Entre la escritura, edición, revisión y publicación, 1 hora y media. Y eso que el contenido ya lo tengo en la mente en el momento que lo escribo y no tengo que andar consultando fuentes; fuentes que previamente ya consulte. Esto por tanto no es asumible y ya va llegando el momento de ser Prudente y tomar decisiones que cambien el rumbo de esto. En los próximos días seguiré, al margen de otros temas, meditando sobre como mejorar en este aspecto.

Meditación del Día: Dejando a un lado los pensamientos positivos

Cada día me encuentro 3 o 4 mensajes en mis muros de Redes Sociales, aludiendo al pensamiento positivo. Frases inspiradoras positivas. Esas maravillosas Tazas de Mr. Wonderful.

Toda la propaganda parece que va encaminada a esta labor. Pero visto desde la perspectiva Estoica, esto trae significativas consecuencias fuera de la Virtud.

Ojo, no confundir pensamiento positivo, con psicología positiva. Son dos temas bastante diferentes. Me gustaría profundizar más adelante acerca de la psicología positiva, dado que una gran cantidad de elementos para su diseño e implementación, que fueron extraídos del estoicismo.

En uno de los libros más destacados sobre la psicología cognitivo-conductual aplicada al deporte: El Juego Interior del Tenis, Timothy Gallwey aludía a este tema de la siguiente manera:

Una vez empiezas a exigirte el pensamiento positivo, aumentas tu espectro auto-crítico y de culpabilidad.

Creo que resume de manera perfecta cual es la parte más viciosa del pensamiento positivo en cuanto al avance en la Virtud. Hablamos de la culpa y la auto-crítica. Al ejecutar el pensamiento positivo aparentemente parece que uno está reforzando un lado positivo en nuestras mentes. Pero realmente de manera cognoscente, están recordando que hay algo que no esta bien en nuestras vidas; y no es precisamente una falta de acción virtuosa generalmente. No puedo dejar de recordar que no hay nada bueno ni malo: Solo la Virtud es buena. Vamos a analizar algunos ejemplos.

Ejemplo sencillo: Pensamiento positivo creando expectativas

«Hoy va a ser un buen día». Esto son puras expectativas.

Justo en la cita de ayer ya hablaba de este tema, no tengo nada más que añadir; todos los días son buenos, siempre y cuando sean virtuosos. Y solo hay una persona que puede decidir que sean virtuosos; y es uno mismo.

Ejemplo sobre la Autoestima

«Soy una persona hermosa»: En primera instancia, la belleza es un preferido indiferente. Con lo cual, esta frase podría reformularse aplicando el Recordatorio de Impermanencia: «Estoy muy agradecido en este momento de ser una persona hermosa, porque puede que próximamente esto deje de serlo». Pero el cometido de estas dos frases es totalmente diferente. En primera instancia estamos enorgulleciendo el Ego. Los psicólogos más eminentes podrían decir que esto sirve para reforzar la autoestima pero realmente por omisión nuestro cerebro percibe: «Realmente pienso que soy poco hermoso, pero quiero auto-convencerme que esto no es así».

Dado que la hermosura es totalmente irrelevante para ejecutar la Virtud realmente estamos evocando la pasión del dolor; como envidia ante la comparación, rememorando o visualizando una imagen de belleza comparativa; la pasión del placer, a través del embelesamiento de nuestra imagen. Definitivamente estamos haciéndonos completamente y psicológicamente dependientes de nuestra imagen y por consiguiente esto nos va a alejar de la Eupathia.

¿Es la autoestima relevante? No lo es siempre y cuando ejecutemos la Virtud.

¿Quien necesita autoestima siendo virtuoso? Muchos pensarán: Si no me veo atractivo, no tendré autoestima, por tanto no seré capaz de «ligar» o relacionarme con el sexo opuesto satisfactoriamente

Este planteamiento es muy interesante, y me gustaría en un futuro tratar una meditación de forma breve acerca de este tema, dado que además es algo que leo eventualmente en los foros; aunque lo dejo a un lado, para no alargar excesivamente esta Meditación.

Ejemplos de perogrullo.

«Que tus sueños sean mas grandes que tus miedos»

Esta frase ya es una perogrullada; En primera instancia: ¿Tus sueños son objetivos o expectativas? La palabra «grandes» evoca intensidad, los objetivos no son grandes ni pequeños. Es solo una dirección, por tanto por descarte son expectativas. Ya la frase empieza mal desde una perspectiva Estoica. Pero yendo más lejos: «…más grandes que tus miedos».

¿Se entiende que ejecutamos el vicio por defecto, y tenemos que sumirnos en expectativas (un vicio), para aplacar otro vicio?

Con esto se observa constantemente la falta de virtud en el asunto del pensamiento Positivo. Podría parar en multitud de frases que encontramos en estos sitios que comentaba al principio y en todas se encuentra un reflejo de estas características. Realmente muchas de estas frases, surgen de filosofías Hedonistas, y en algunos casos de filosofías Epicúreas. Sin ir más lejos el famoso «Carpe Diem» quizá fuente de origen de toda. Son filosofías tangencialmente opuestas al Estoicismo, tratan la Ética desde una perspectiva completamente diferente; y aunque son viables entrando a profundizar en ellas, son complejas de ejecutar en la actualidad siendo fieles y rectos. Pero si queremos formarnos en el Estoicismo, no son buenos ejemplos para aplicar.

Y mucho menos para mezclar. Mezclar Epicureanismo y Estoicismo no lleva ni a la Eupathia ni a la Eudaimonia y esto es algo declarable a largo plazo.

¿Entonces que alternativas hay a el Pensamiento Positivo?

Para concluir quiero recordar que alternativas hay muchas, en vez de decirse ante el espejo estas frases por las mañanas, disponemos de prácticas tales como:

  • Visualización negativa: Paradójicamente, como ejemplo, visualizar como en el trabajo se rien de nosotros por un comentario que hace un gracioso del turno acerca de nuestra poca belleza, potencia un efecto virtuoso: Capacidad de reconocer esta situación, enaltecer la Templanza, aplicar la Prudencia y ejercer el Coraje. Ya hemos leído varias citas de Marco Aurelio sobre este tema, como esta por ejemplo, y seguiremos leyendo en el futuro seguramente: «No podemos controlar la opinión de otras personas, pero si podemos controlar la nuestra, y nuestra reacción es lo que realmente va facilitar nuestra tranquilidad de animo»
  • El Recordatorio de Impermanencia: Para sentirnos agradecidos de lo que tenemos actualmente, y hacernos conscientes de lo Moralmente Indiferente que es todo cuanto nos rodea realmente
  • La Vista desde Arriba: Para recordarnos lo simbólicos que somos todos en este mundo
  • El Circulo de Hieracles: Y así poder familiarizarnos con el resto, para entender tanto desde el lado afectivo como el lado repulsivo, y empatizar independientemente de lado en el que se encuentren las personas con ellas.
  • Finalmente La Renuncia Voluntaria: ¿Hay algo que ejecutamos diariamente por miedo o por vergüenza? Ya ha llegado el momento de renunciar a ello y recordar que nuestra Virtud es totalmente ajena a la necesidad.

Los Estoicos no son bloques de arcilla porque repriman incondicionalmente sus emociones; sino porque han sido ejercitados en la sabiduría, el arte de la prudencia, o lo que es lo mismo «El Arte de Vivir»

4 comentarios en “Pensamiento Positivo: Mejor Pensamiento Virtuoso [DIA 21]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Debe realizar el rompecabezas siguiente. Simplemente coloque las fichas con el raton en su sitio, no hace falta que encaje perfecto y al terminar pulsa en el botón para Confirmar